Más

Aísla la puerta de entrada de casa en 15 minutos 

31 agosto 2022 4 Minutos de lectura

El aislamiento es uno de los aspectos más importantes para garantizar el bienestar en una vivienda, tanto a nivel térmico, auditivo como para impedir el paso de insectos o suciedad del exterior. Te hablamos de las diferentes maneras de aislar una puerta de entrada y cómo hacerlo de forma rápida y eficaz. 

New Call-to-action

¿Cómo aislar una puerta de entrada?

Los burletes son tiras de tela o goma que se colocan en el borde de las hojas de ventanas y puertas para aislarlas del exterior. Existen los siguientes tipos:

aislar puerta de entrada burletes
  • Burletes autoadhesivos

El tipo de burlete más popular. Se coloca debajo de la puerta. Suelen tener una medida estándar, pero pueden cortarse para adaptarlos según la puerta. Además, acostumbran a contar con una lengüeta de goma de caucho, cepillo de nylon o PVC (policloruro de vinilo). 

  • Burletes basculantes

Su principal característica, y ventaja a la vez, es que este tipo de burletes se mueven en función de la posición de la puerta, tocando el suelo únicamente cuando está cerrada. Así se evita que puedan deteriorar o dañar el suelo. 

  • Burlete de doble rollo

Tienen forma de canal y una almohadilla cilíndrica que queda colocada a ambos lados de la puerta. Ofrecen un aislamiento muy bueno, pero son pocos estéticos. Además es recomendable que se instalen en puertas de entrada que no den directamente a la calle, ya que el frío puede deteriorar el material que quede en el exterior. 

  • Burlete bajo la puerta

Son burletes muy sencillos de instalar que se adhieren o atornillan al suelo. Se usa en puertas de entradas donde existe un hueco importante entre la puerta y el suelo.

aislar puerta de entrada burlete abajo de puerta

Cómo aislar la puerta de entrada paso a paso

  1. Elige el burlete adecuado para tu puerta

Los burletes autoadhesivos suelen ser los más utilizados y sencillos de instalar, pero la elección siempre tendrá que depender de las particularidades de tu puerta. Si la cavidad es pequeña, es mejor optar por burletes de espuma. En cambio, si el hueco es más bien grande, es aconsejable usar caucho o silicona. 

  1. Mide el marco de la puerta

Cuando hayamos elegido el tipo de burlete adecuado para nuestra puerta, deberemos tomar tres medidas: el ancho del marco, la separación entre el marco y la puerta (espesor) y el perímetro (longitud). De esta forma podremos cortar el burlete correctamente.

  1. Limpia bien la zona

Antes de colocar el burlete, procede a limpiar a conciencia todas las superficies de la puerta donde vayamos a colocarlo, dejándolas completamente limpias y secas sin rastro de polvo o grasa. Así te asegurarás de que se adhiera correctamente.

aislar puerta de entrada con tira de goma autoadhesiva
  1. Instala el burlete

Con todos los bordes limpios, ya podrás ponerte a colocar el burlete. Según el tipo de burlete que elijas, deberás instalarlo de una forma u otra. 

En el caso de los burletes autoadhesivos y basculantes, sólo tendrás que colocarlos sobre el borde de la superficie de la hoja de la puerta. Por otro lado, los de doble rollo tendrás que introducirlos por el lateral de la puerta y, por último, para los burletes bajo la puerta deberás desmontar la puerta y luego volver a instalarla.

Aislar la puerta de entrada de tu casa es una tarea necesaria para garantizar el confort en tu hogar y que puede ser realizada en poco tiempo de forma eficaz. Así que ya sabes héroe Greencut, elige el burlete que mejor se ajuste a tu puerta y ¡manos a la obra! 

Dejar una respuesta

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.